domingo, 31 de octubre de 2010

10 Mandamientos Para Amos Responsables


Según lo siente el perro)

Mi vida es de unos 10 a 15 años. Cualquier separación de tí será dolorosa.

Dame el tiempo para entender lo que quieres de mí.

Confía en mi. Es crucial para mi bienestar

No te enojes conmigo por mucho tiempo, y no me encierres como castigo. Tú tienes tu trabajo, amigos, y entretenimientos. Yo solo te tengo a tí.

Háblame. Aunque no entiendo tus palabras, entiendo tu voz cuando me habla.

Sabe bien que como sea que me trates, yo nunca me lo olvidaré.

Antes de que me golpees, ten en cuenta que yo tengo dientes que fácilmente podrían aplastar los huesos de tus manos, pero elijo no morderte.

Antes de que me regañes por ser flojo o poco cooperativo, pregúntate si no puede haber algo que me esté molestando. Tal vez no me esté alimentando correctamente, estuve mucho tiempo al sol, o mi corazón se está poniendo viejo y débil.

Encárgate de mí cuando envejezca. Tú, también, envejecerás algún día.
Y no me abandones en mi último viaje. Nunca digas "no podría verlo", o "ojalá que ocurra en mi ausencia". Todo es más fácil para mi si tú estás ahí. Recuérdalo, yo te amo.

Los Perros Pueden Comprender Mas De 200 Palabras


Una serie de experimentos realizados con un perro collie abrieron un debate entre los científicos, ya que un grupo de origen alemán descubrió que entiende más de 200 palabras y que puede aprender otras nuevas tan rápido como muchos niños.

"Esta habilidad sugiere que las estructuras del cerebro que respaldan este tipo de aprendizaje no son únicas para los humanos", afirmó Katrina Kelner, subeditora del área de Ciencias Vivas de la revista Science, donde fue publicado el estudio.

Una integrante del directorio American Kennel Club, Patti Strand, dijo que este informe referido a un collie llamado Rico representa "buenas noticias para aquellos que como nosotros le hablamos a nuestros perros", informó.

Los estudiosos establecieron que Rico conoce los nombres de docenas de juguetes y puede hallar a uno de ellos cuando su amo lo llama por su nombre.

"Se trata de la misma clase de vocabulario que el de los monos, delfines y loros entrenados para comprender palabras", explicaron los investigadores en el informe.

Los investigadores pusieron varios juguetes conocidos en una habitación junto a uno que Rico no había visto antes. Desde otra habitación, el dueño pidió al perro que elija ese juguete, utilizando un nombre que el can nunca había escuchado.

El collie, fue capaz de regresar a la habitación con el juguete y en siete de diez ocasiones, trajo el juguete que nunca había visto antes. El perro pareció comprender que, como sabía los nombres de los otros juguetes, el nuevo podría ser el único cuyo nombre no le resultaba familiar.

La investigadora Julia Fischer, del Instituto Max Planck para Antropología Evolutiva, de Leipzig (Alemania), dijo que "aparentemente (Rico) fue capaz de vincular una palabra nueva con un objeto nuevo basándose en la exclusión de lo conocido, así fuera porque sabía que los objetos familiares para él ya tenían nombres, o porque no eran nuevos".

Un mes más tarde, el perro todavía recordaba el nombre del nuevo juguete en tres de los seis llamados. Esta tasa es la que los científicos consideran equivalente a un niño de tres años de edad.

"La habilidad de aprendizaje de Rico puede indicar que cierta parte de la comprensión del lenguaje se desarrolló en forma separada del lenguaje humano. Ya que no es necesario poder hablar para comprender mucho", dijeron los científicos.

El equipo destacó que los perros evolucionaron con los humanos y fueron seleccionados por sus habilidades para responder a la comunicación de la gente.

Pero Paul Bloom, de la Universidad de Yale (los Estados Unidos), llamó a la cautela en un comentario también publicado por Science, porque "los niños pueden comprender palabras utilizadas en una gama de contextos. La comprensión de Rico está expresada en su comportamiento para llamar la atención", dijo Bloom.

Fischer y sus colegas siguen trabajando en el hogar de Rico, que nació en diciembre de 1994 y vive con sus dueños, para establecer si puede entender pedidos para poner juguetes en cajas o entregárselos a una determinada persona.

Problemas De Piel


Bajo todo ese pelo, está la piel. Piel que es suceptible a un gran número de enfermedades y afecciones, al igual que la de los humanos. La diferencia es que los humanos podems detectar rápidamente un problema de salud en nuestra piel. En un perro, los problemas de la piel no son aparentes hasta que el perro nos da alguna indicación. Normalmente estas indicaciones son lamido o rascado excesivos. Por lo general, los humanos cuidamos de nuestra piel. Si vamos a tomar sol, nos ponemos pantallas solares. Si tenemos piel seca, usamos loción. Y ocasionalmente, cuando notamos alguna formación irregular en nuestra piel, acudimos al médico. Tendemos a pensar que la piel es un "molde" para nuestro cuerpo. La piel va más allá de ser un molde, es un órgano en sí mismo. Este órgano regula el calor, y en los perros trabaja en conjunto con las almohadillas de sus pies para permitir al perro que transpire.

Al igual que con los humanos, la piel comunica sensaciones tales como dolor, calor, frío, y tacto al cerebro. En los animales la piel también procesa vitamina D, al igual que nosotros. Cuando lelvamos a nuestra mascota al veterinario, uno de los exámenes habituales se efectúa sobre su piel. Cuando el veterinario cepilla a contrapelo el pelaje de tu perro, no sólo está buscando parásitos tales como pulgas o ácaros, están mirando su piel. La piel o pelaje secos indican alguna enfermedad. La piel amarilla indica ictericia, y la piel azul indica problemas cardíacos. Los sarpullidos o erupciones cutáneas pueden indicar la presencia de alergias.

Los perros sufren alergias ambientales y estacionales, y también alergias a los alimentos. Las alergias a los alimentos no siempre se pueden asociar con alimentos nuevos, sino que pueden también provenir de alimentos que hay consumido durante años y se han vuelto sensibles por un número de razones. Las llamadas "hot-spots" pueden ser el resultado de que el perro ya no puede digerir cierto alimento. Tu veterinario podrá recomendarte formas de evaluar la dieta de tu perro y recomendarte un tratamiento. Muchos perros, como los spaniels, tienen alergias que se manifiestan no sólo con estornudos y ojos llorosos, sino también con sarpullidos.

Las alergias a las pulgas y a los medicamentos también pueden ser causantes de erupciones cutáneas. Hay veterinarios que hoy día se están especializando en alergias y dermatología animal. Si tu veterinario lo considera, podría ser necesaria una interconsulta para un diagnóstico y tratamiento.

También existen problemas de piel genéticos y de origen glandular. Hay varias enfermedades asociadas con problemas ováricos y testiculares. El diagnóstico y tratamiento lo realizará tu veterinario. Los perros son también suceptibles a varios tipos de hongos de piel. Son altamente contagiosos a los humanos y a otros animales. La sarna es otra enfermedad que también es contagiosa. Es fundamental realizar un diagnóstico y tratamiento rápidos.

A demás de los problemas de piel ya mencionados, existen también enfermedades como la seborrea, tumores, melanomas, úlceras infectadas, ácaros, y otros, que deben ser diagnosticados por el veterinario.

El propósito de este artículo es que los dueños se den cuenta que el cuidado y control regular de la piel de los perros es esencial. Antes de adquirir un perro, consulta con el criador y con un veterinario. Conoce las enfermedades específicas de la raza que deseas. Conoce el cuerpo de tu perro como el tuyo propio. Busca problemas de piel durante su cepillado regular.

Si encuentras un área que te preocupa, consulta inmediatamente con tu veterinario. No realices un diagnóstico y un tratamiento casero. Sólo un veterinario está en condiciones de hacer un diagnóstico y de recomendar tratamientos. Dejar pasar el tiempo puede causar un retraso en la recuperación, como así también la diseminación de la enfermedad y la molestia prolongada e innecesaria para tu amada mascota.

Diabetes Mellitus


La diabetes mellitus se debe a la deficiencia absoluta o relativa de insulina. Se desconoce la etiología mas común. Las posibles causas son genéticas o enfermedades pancreáticas.

Se presentan tres tipos de diabetes mellitus: insulinodependiente, insulinoindependiente y secundaria a otros procesos o drogas. La diabetes mellitus es más frecuente en las razas pequeñas, en especial Dachshund y Caniche, pero todas las razas enferman. La edad de comienzo suele ser a los 8 o 9 años.

Los signos clínicos dependen del tipo de insulinopenia (deficiencia de insulina), grado de la insuficiencia hormonal y condiciones que la preceden.

Algunos de los aspectos clínicos en los perros diabéticos no complicados y que deben considerar los propietarios como alerta de enfermedad son: nicturia (orinar de noche), poliuria (orinar mucho), polidipsia (tomar mucha agua), ligera deshidratación y pérdida de peso, incluso con apetito excesivo. En su mayoría son obesos pero han presentado una perdida de peso reciente.

Estos signos no son específicos de esta enfermedad pero si son a tomar en cuenta como algo anormal y consultar a tu veterinario.

La intolerancia a la glucosa es "de tipo inestable, de manera que la glucemia (azúcar en sangre), es muy sensible a la insulina exógena, a las desviaciones de la ingestión dietética habitual, a la actividad física no habitual, a las infecciones, y a cualquier otra forma de estrés.

Una ingestión insuficiente de líquidos o los vómitos pueden provocar rápidamente importantes trastornos del equilibrio hidroelectrolítico (líquidos corporales).

Por tanto, estos pacientes son vulnerables, por una parte, a los episodios de hipoglucemia (baja de azúcar en sangre). Podemos decir que la diabetes mellitus es un trastorno crónico del metabolismo de los carbohidratos, las grasas y las proteínas.

Es un trastorno heterogéneo primario del metabolismo de carbohidratos que suele implicar deficiencia absoluta o relativa de insulina, resistencia a la misma o ambas cosas.

Las cataratas son un signo evidente que a menudo se presenta en los pacientes sin control

Tratamiento

La teoría del tratamiento de la mellitus es administrar la suficiente insulina como para que el paciente tenga un metabolismo de los carbohidratos, de las grasas y de las proteínas tan próximo a la normalidad como sea posible.

Se dispone de varias formas de insulina. La insulina "regular" tiene una duración da la acción de entre 3 y 8 horas, mientras que las restantes formas de insulina (precipitadas con diversos derivados proteicos) se absorben lentamente del lugar de inyección y por tanto sus efectos pueden durar hasta 10 a 48 horas.

Habitualmente, a un paciente con diabetes grave se le administra una dosis única de una de las insulinas de acción prolongada por día para aumentar su metabolismo general de los hidratos de carbono a lo largo del día. Después se administran cantidades suplementarias de insulina regular a las horas del día en que la glucemia tiende a elevarse demasiado, como son las horas de las comidas.

Por tanto, en cada paciente se establece una pauta individualizada de tratamiento.

¿Con qué se debe alimentar a un perro o gato diabético?

Una mascota diabética se debe alimentar con una comida que brinde las cantidades óptimas de todos los nutrientes requeridos. El médico veterinario puede recomendar una comida especial que tenga los ingredientes necesarios para tratar nutricionalmente la diabetes. De lo contrario, se debe alimentar a perros o a gatos con una dieta completa y balanceada, seca o enlatada que sea adecuada para la condición del cuerpo en las diferentes etapas de la vida.

Para las mascotas diabéticas, especialmente si reciben un tratamiento con insulina, es importante una alimentación con una comida que contenga cantidades y tipos de nutrientes esenciales constantes. A los pacientes diabéticos sólo se los debe alimentar con las comidas para mascotas que se preparen utilizando una fórmula fija. Si la información sobre la fórmula no está disponible en el envase de la comida para mascotas, comuníquese con el fabricante. Las mascotas diabéticas no deben alimentarse con dietas caseras debido a los problemas para mantener la constancia de los nutrientes.
Se debe evitar la comida semihúmeda para mascotas, ya que generalmente contienen azúcar y se las asocia a niveles elevados de glucosa en la sangre y a problemas para regular el tratamiento de insulina en los perros.
Una mascota diabética con sobrepeso se puede beneficiar alimentándose con comida de bajas calorías y bajo contenido graso diseñada para fomentar la pérdida de peso, pero este tipo de dieta no es recomendable para diabéticos que pesan menos de lo debido.

Tumor Venerio Transmitible

El tumor venéreo transmisible es una enfermedad neoplásica que afecta a los caninos. Este tiene la particularidad a diferencia de otros tumores de transmitirse de canino a canino principalmente por vía venérea.

Se lo observa con mayor frecuencia en perros mestizos callejeros que por las características de su reproducción sin control son los mas afectados.

El TVT es uno de los pocos cánceres transmisibles entre los caninos. Esto se realiza a través de la implantación de células tumorales desprendidas de un individuo enfermo (generalmente durante la cruza), en la mucosa de uno sano. Como su nombre lo dice el TVT es un tumor que afecta las zonas genitales de los perros, ya sea en machos como en hembras (mucosa peneana, prepucio, mucosa vaginal, vulva, cuello uterino, etc.) y su contagio es a través del coito y/o por conductas asociadas (olfateo y lamido), por esta razón también se puede observar en mucosa oral, nasal y ocular.

Los signos principales del TVT se basan en la presencia de una masa prominente de aspecto sangrante, en la zona afectada. Muchas veces el tumor está escondido en el interior del genital sobre todo cuando afecta vagina, cuello del útero y prepucio. En estos casos se presenta un sangrado prolongado de los genitales, descartando un posible estro (celo). Si se observan algunos de estos signos lo principal es consultar con tu veterinario quien realizará el chequeo pertinente y recomendará un posible examen citológico y/o biopsia para dar el diagnóstico definitivo.

Los caninos afectados de TVT tienen antecedentes comunes, suelen ser perros sexualmente activos, con posibilidades de salir libremente durante parte o todo el día.

Los machos que concurren a consulta lo hacen porque el propietario nota una zona hinchada o prominente en la zona peneana, o porque presenta hemorragias o pérdidas sanguinolentas por el pene, en forma continua. Esta descarga anormal en general no esta asociada con la micción, a pesar de que en muchas ocasiones, la queja es de que "orina con sangre", O presenta dificultad a la micción: disuria, pues la tumoración ocluye la uretra peneana.

En las hembras se suele consultar por una carnosidad que aparece en el orificio vulvar o también por la presencia de pérdidas vaginales hemorrágicas o sanguinolentas, las que habitualmente cuando la tumoración no es visible son confundidas con un estro normal, que dura más tiempo del habitual.

El tumor venéreo transmisible tiene dos formas de presentación clínica:

1. Genital

Machos: En el fórnix y prepucio peneano
En el pene lo encontramos en el glande o caudal al mismo, y en el prepucio lo encontramos desde el Fórnix al orificio prepucial Debe exteriorizarse el pene para poder visualizarlo.

Hembras: en el vestíbulo vaginal, para poder visualizarlo se requiere distender los labios vulvares.

2. Extragenital:

Las formas de presentación incluyen:

intranasal
cavidad oral: labios y lengua
ojo: esclerótica y cámara anterior del ojo
piel

En cualquiera de las presentaciones el TVT no es transmisible a los humanos, es especifico de especie y es benigno cundo se diagnostica a tiempo, el veterinario sugerirá al dueño si el tratamiento de elección es quirúrgico más quimioterapia o solamente la quimioterapia, la cual tiene efectos excelentes en la mayoría de los casos con remisión del tumor y sin dejar consecuencias, este tratamiento deberá ser acompañado de la esterilización de la mascota sea hembra o macho y un tratamiento complementario ya que siempre se encuentran problemas de anemia por la perdida de sangre y de infecciones por la zona de desarrollo de los tumores.

Podemos concluir que la esterilización, y el evitar el acceso a la calle sin control de tu mascota son las mejores formas de evitar este problema. Si notas el sangrado por genitales o cualquier mucosa, acude a tu veterinario para una evaluación y descartar este problema tan frecuente.

Epifora


La epífora es un hallazgo frecuente en razas como el caniche (french poodle) y gatos persa. El origen está relacionado con un problema en el drenaje de la lágrima hacia la nariz.

Los conductos lagrimales, los párpados o infecciones secundarias por cuerpos extraños o pestañas en mala posición son la causa mas frecuente de este problema.

Las razas de perros miniaturas y gatos persas tienen los ojos más prominentes, lo que provoca un estiramiento del párpado o párpado invertido (entropión del canto medio) y puede bloquear el sistema de drenaje hacia la nariz. Algunos animales nacen con un sistema de drenaje anormal que puede, o no, ser quirúrgicamente solucionado.

El problema puede aparentar ser solamente estético pero en realidad es un problema de salud ya que la piel sufre irritación y laceraciones.

Cada caso deberá evaluarse de manera individual, si el problema es de los párpados es importante esperar a la madurez del paciente para realizar la cirugía. Si el problema es de los conductos se podrá practicar la operación dependiendo de la causa a criterio del veterinario, mientras que si el problema es de cuerpos extraños o pestañas en mala posición deberá ser operado de inmediato, ya que podría iniciar un lesión más severa en el ojo.

Si la anomalía radica en la inexistencia (agenesia) del conducto lagrimal inferior la única solución en la creación de una fístula entre el saco conjuntival inferior y la nariz (conjuntivorrinostomía) o entre ésta y la boca (conjuntivobucostomía).

La epifora produce una dermatitis en el canto nasal por la humedad continuada en esta zona. Esta dermatitis puede ser muy grave, causando grandes molestias al paciente

Normalmente, se producen constantemente lágrimas que drenan hacia afuera a través de pequeños conductos en los párpados, estos conductos se vacían en la nariz. (por eso sale líquido acuoso por la nariz cuando se llora). En los animales cuando los conductos están bloqueados, las lágrimas corren hacia abajo, estas lagrimas se oxidan y provocan esa mancha café que, al agregarse la irritación y las bacterias, causan infección, mal olor, comezón y mal aspecto

Debes acudir al veterinario para una evaluación del paciente y así llevar un tratamiento apropiado. Considera, como propietario responsable, que tu mascota se siente con una molestia contínua que puede tener consecuencias que van más allá que las del aspecto físico.

La Sordera En Los Perros


¿Qué causa la sordera en los perros?

¿Qué causa que un perro pierda su audición? Muchos de los mismos motivos que causan la sordera en humanos. Los defectos genéticos pueden causar que un perro nazca sordo, lo que se conoce como sordera congénita. Un perro también puede quedar sordo debido a una infección o herida en el oído, o bien podría experimentar pérdida de la audición gradual o repentina debido a la edad. La exposición a ruidos fuertes pueden causar pérdida temporal o permanente de la audición, al igual que ciertas drogas.

La causa más comun de sordera congénita está relacionada con la pigmentación. Algunos perros tienen pelo blanco, pero tienen su piel pigmentada (samoyedos, west highland terriers, y pastores alemanes blancos, por ejemplo). A pesar de su pelaje blanco, tienen narices negras. Su pelo no es en realidad blanco, sino un color muy claro que se asemeja al blanco.

Otros perros normalmente tienen pelaje de color, con pelaje de color blanco. Aquí se incluyen los dálmatas; su color blanco no es el color del pelo verdadero: las manchas sí lo son. Estas partes blancas provienen de piel sin pigmento (rosada), que produce pelo blanco. Si existe piel sin pigmento en el oído interno, las terminaciones nerviosas se atrofian y mueren durante las primeras semanas de vida del cachorro, resultando en sordera. Es importante notar que no puedes ver a simple vista el color del pelo del oído interno de un perro.

La pérdida de audición que afecta a ambos oídos se conoce con el nombre de sordera bilateral. Un perro con sordera bilateral es completamente (o mayormente) sordo en ambos oídos. La sordera que afecta a un solo oído se conoce como sordera unilateral. Un perro con sordera unilateral es sordo de un oído y tiene audición normal del otro oído.

Consideraciones especiales de salud

Por lo general, no hay que tener mayores consideraciones especiales. Una consideración especial que aplica para todos los perros sordos es que necesitas encontrar un veterinario que crea, al igual que tú, que tu perro merece vivir. Tristemente, existen muchos veterinarios que no serán de gran apoyo en este sentido para ti y para tu perro.

Ten cuidado con las quemaduras de sol. Cualquier perro (no sólo perros sordos) con pelo predominantemente blanco frecuentemente tiene la piel rosada, que es proclive a las quemaduras solares, en especial su nariz. Esto es especialmente cierto en perros con pelo corto, pero hasta los perros de pelo largo suelen tener pelo corto en su cara. Es importante minimizar su exposición a la luz solar intensa, y puedes utilizar alguna pantalla solar. Busca alguna pantalla solar para personas con piel sensible o para bebés, preferentemente sin fragancias.

Entrenamiento de un perro sordo

En muchas ocasiones se me ha preguntado "¿Es posible entrenar a mi perro sordo?" Los perros sordos son frecuentemente descriptos por sus dueños como "rebeldes", "tercos", "desobedientes", "asustadizos", "imposibles de entrenar", entre tantos otros. La realidad es que la mayoría, a pesar de saber que su perro es sordo, se empeña en ordenarle a su perro mediante comandos de voz, o a regañarlo a gritos, y se sorprende que el perro no responde en absoluto. Normalmente un perro sordo es un perro confundido, hasta que sus dueños aprenden que su perro tiene esa limitación, y que existen formas efectivas de comunicarse con él las que, por supuesto, no implican el uso del sonido.

He tenido la fortuna de entrenar varios perros sordos y a sus dueños, y debo decir que no sólo son altamente entrenables, sino que el entrenamiento hace que rápidamente el perro sordo se sienta feliz por ser comprendido, y su dueño se sienta aliviado por el hecho de saber que, a pesar de su sordera, puede tener una relación perfectamente normal con su perro.

Para entrenar un perro sordo (y para cualquier perro, en realidad), sólo son aconsejables los métodos mediante refuerzos positivos, ya que estos utilizan únicamente recompensas, y no castigos, para enseñar al perro. El método clicker (con señales sonoras) se puede adaptar mediante el uso de señales visuales. Los comandos se enseñan mediante señas de mano, con las que cualquier perro, sordo o no, se siente más cómodo que con órdenes verbales, dado que para el perro el lenguaje corporal predomina sobre el verbal.

La mayor limitación suele ser el lograr la atención del perro. Esto también puede lograrse, mediante el uso de collares especiales, que emiten una suave vibración a control remoto (no confundir con collares de choque eléctrico!!!!) que le anuncia al perro que lo estamos solicitando.

Conclusión

Si tu perro es sordo, no debes desesperar. Tu perro puede tener una vida perfectamente normal, y tú estás en condiciones de proveersela. Simplemente:

Encuentra un veterinario que entienda su problemática
Asiste a un curso de obediencia básica con un entrenador que tenga experiencia en perros con problemas de audición
Disfruta de tu amigo!

Gastritis Canina


Uno de los problemas más comunes que se presentan al consultorio son los padecimientos digestivos. Es muy frecuente que al día siguiente de una comida familiar llegue a consulta la mascota por que presentó vómito y/o diarrea. Esto generalmente se debe a que el animalito ingirió alimentos que no acostumbra, provocándole un malestar e irritación. Este tipo de circunstancias puede provocar un gran problema de salud para la mascota, y representa una inversión económica no estimada en el presupuesto familiar, por lo tanto la administración de alimentos inadecuados a la dieta de nuestra mascota puede ser un gran problema.

La gastritis es una enfermedad que afecta al estómago provocando una irritación, y es una de las causas más comunes de vómitos en perros y gatos. Esta puede estar provocada por muchos factores, pero uno de los más frecuentes es la ingesta de alimentos caducados o contaminados, de cuerpos extraños, plantas tóxicas (cuando come pasto para purgarse), agentes químicos o fármacos.

El diagnóstico y el tratamiento de esta enfermedad deberá ser responsabilidad del medico veterinario. El administrar medicamentos no prescritos a nuestra mascota puede agravar el problema o esconder algún signo importante que pudiera enmascarar alguna otra enfermedad.

Es muy fácil prevenir la gastritis en nuestras mascotas solo se deben seguir unos sencillos pasos:

No administrar alimentos inapropiados como: huesos, alimentos grasosos, alimentos caducados, desperdicios de comida, etc.
No dejar que ingiera pasto o plantas. Algunos peden provocar gastritis pero otros pueden llegar a provocar intoxicación
Evitar dejar objetos que pudieran ser ingeridos con facilidad (canicas, palos, globos, peluches rotos, etc.) por la mascota, ya que se podrían presentar obstrucciones gástricas o intestinales, poniendo en peligro la vida de la mascota
Nunca pero nunca administrar medicamentos de ninguna clase sin la prescripción de un medico veterinario, ya que muchos medicamentos de uso humano son tóxicos para los perros y gatos
Si tienes alguna duda sobre los cuidados de tu mascota y de cómo prevenir ciertas enfermedades, escribenos o pide información a tu médico veterinario, quien tiene la obligación de aclarar cualquier duda, y tú tienes el compromiso de preguntar y entender de los cuidados de tu mascota.

Vista Canina


Las personas que quieren comprender mejor a sus compañeros caninos deben reconocer que los perros ven el mundo desde una perspectiva visual distinta. Las diferencias comienzan en la estructura del ojo. "Tenemos una buena idea de cómo ven los canes, porque conocemos la estructura de la retina del ojo del perro", dice el Dr. Ralph Hamor, un veterinario y especialista en oftalmología del Hospital Escuela del Colegio de Veterinaria de la Universidad de Illinois.

El ojo del perro

La retina, que cubre la parte posterior interna del globo ocular, contiene conos y bastones, dos tipos de células sensibles a la luz. Los conos dan percepción del color y visión detallada, mientras que los bastones detectan el movimiento y son sensibles a la baja luz. Los perros, que tienen retinas pobladas mayormente por conos, ven mejor en la oscuridad que los humanas, y su visión está orientada al movimiento. Sin embargo, dado que solo poseen la décima parte de la concentración de conos que los humanos, los perros no perciben los colores al igual que nosotros.

La luz ingresa por la pupila, que es la apertura controlada por el iris. Cuanto más grande la pupila (la abertura), más luz ingresa al ojo. Las pupilas grandes son características de los animales activos en baja luz, tal como los perros. Pero hay una desventaja: con pupilas grandes, la profundidad del campo visual (o la distancia en la que los objetos se mantienen en foco) disminuye.

Luego de pasar por la pupila, la luz atraviesa una lente llamada cristalino. Cuanto mayor es el tamaño del cristalino, más luz es recogida. Los cristalinos, las pupilas, y las córneas de los perros son mucho más grandes que los de los humanos.

El tapetum lucidum es una estructura ocular que le da a los caninos la habilidad mejorada de ver en baja luz. Este tejido delgado y reflectivo se ubica detrás de la retina. El tapetum refleja la luz de vuelta a la retina, dándole a la retina una segunda oportunidad de absorber luz. Es posible que conozcas más de la función del tapetum lucidum de lo que tú piensas: es lo que causa que los ojos de los perros brillen en la oscuridad cuando reflejan una fuente de luz, tal como la luz de tu auto.

Un mundo de colores diferentes

"Por lo general explico que los perros ven como un humano daltónico", comenta el Dr. Hamor. "Mucha gente piensa que una persona que es daltónica (ciega a los colores rojo/verde) no puede distinguir ningún color, pero existen variaciones de daltonismo. La mayoría de la gente tiene visión tricromática (variaciones de tres colores). Los perros reconocen dos colores, azul-violeta y amarillo, y pueden distinguir entre las tonalidades de gris". Los perros no pueden distinguir entre el amarillo, verde, anaranjado, y el rojo. También tienen dificultades para distinguir el verde del gris.

En el cuadro de arriba, vemos comparado el espectro de colores tal como lo percibe el perro (arriba) y el humano. El perro percibe como amarillo lo que nosotros vemos rojo, naranja, amarillo, y verde. Ciertos tonos de verde y turquesa, el perro los percibe como blanco. El perro distingue los azules en forma similar a nosotros, mientras que el violeta lo ve gris.

Los perros utilizan otros estímulos (tales como el olor, la textura, el brillo y la posición), en lugar de depender del color. Los perros guía, por ejemplo, no distinguen si la luz del semáforo está en rojo o en verde; ellos miran al brillo y la posición de la luz. Esto, suamado al flujo y ruido del tráfico, le indica al perro si es el momento adecuado para cruzar la calle.

La visión binocular: profundidad y distancia

La posición de los ojos del perro determina el campo visual y la percepción de profundidad. Las especies que cumplen el rol de presas tienden a tener ojos hacia los costados de la cabeza, ya que esto les confiere mayor campo visual para ver a un depredador al acecho.

Los depredadores, tales como humanos y perros, tienen los ojos posicionados más cerca el uno del otro. "Los ojos humanos están perfectamente hacia adelante, mientras que los de los perros por lo general están en un ángulo de 20 grados. Este ángulo aumenta el campo visual, por lo tanto, la visión periférica del perro".

Sin embargo, esta mayor visión periférica compromete la cantidad de visión binocular. Donde el campo visual de cada ojo se superpone con el del otro, se tiene visión binocular, lo que confiere percepción de la profundidad y distancia. Al estar posicionados a mayor ángulo, los perros tienen menor área de superposición, y por lo tanto, menos visión binocular. La visión binocular de los perros es mejor cuando miran directamente hacia adelante, pero a ciertos ángulos su hocico bloquea la visión. "Los depredadores necesitan de la visión binocular como herramienta de supervivencia" dice el Dr. Hamor. La visión binocular asiste el saltar, brincar, atrapar, y muchas otras actividades, fundamentales para los depredadores.



El área azul muestra el ángulo en el que humanos y perros poseemos visión binocular. El área amarilla muestra hasta donde abarca el campo visual de cada especie.

Visión borrosa

Además de tener menor visión binocular que los humanos, los perros también tienen menor agudeza visual. Se dice de los humanos con visión perfecta tienen visión 20/20, podemos distinguir letras u objetos a una distancia de 20 pies (6 metros). Los perros típicamente tienen una visión de 20/75, es decir, deben estar a 20 pies (6 metros) de un objeto para verlo igual que lo vería un humano parado a 75 pies (23 metros). Ciertas razas tienen mayor agudeza. Los labradores, comunmente utilizados como perros guía para ciegos, han sido criados para tener mejor vista, y llegan a tener una visión cercana a 20/20.

El valor del sentido de la vista

No esperes que tu perro te reconozca a través de la distancia sólo con verte. Te reconocerá cuando hagas algún movimiento que sea particular tuyo, o por aroma, u oyéndote. Debido al número de bastones en la retina del perro, los perros distinguen objetos en movimiento mucho mejor que un objeto fijo. La sensibilidad al movimiento ha sido notada como un aspecto crítico de la visión canina. "Es tanto en el comportamiento canino lo que tiene que ver con postura y lenguaje corporal. Pequeños cambios en tu postura pueden significar mucho para tu perro" dice el Dr. Hamor.

Cuando los perros se quedan ciegos, a menudo los dueños se preguntan si la calidad de vida de los perros se verá disminuida al punto de que ya no podrán ser felices. "Sabemos que los humanos se adaptan bien a la ceguera, y los humanos son muchísimo más dependientes de la vista que los perros" comenta el Dr. Hamor. "Los perros ciegos viven vidas felices si se sienten cómodos". El dueño podría necesitar realizar ciertas adaptaciones en el entorno de la mascota, tales como tener un jardín alambrado o cercado, llevarlo a pasear siempre con correa, y evitando colocar objetos extraños en el camino o cambiar muebles de lugar. "Cuando un perro ciego se encuentra en su ambiente natural, la mayoría de la gente no es capaz de notar que el perro es ciego".

Problemas De Miccion


Las posibles causas por las que los perros orinan en la casa son variadas, pudiendo ser por enfermedad, ansiedad por separación, problemas de adiestramiento, estímulos provocados por el temor, marcación urinaria, micción relacionada con la excitación y micción relacionada por la sumisión.

Marcación urinaria: En general es exhibida por machos enteros después de alcanzar la madurez sexual. El volumen de orina suele ser escaso y es depositado con regularidad en unos pocos lugares específicos como objetos verticales.

La castración es efectiva en un porcentaje elevado para corregir esta alteración.

Si esta marcación se da en unos pocos lugares, la práctica de colocar allí comida, agua o la cama del animal puede inhibir ese comportamiento. Obviamente las áreas donde ha "marcado", deben ser higienizadas con meticulosidad. Si se identifican estímulos específicos como por ejemplo la llegada del cartero o visitas; se debe castigar al perro apenas comience la marcación.

Algunos machos pueden estimularse por la presencia de hembras en celo en la vecindad, pudiendo en este caso ser controlados con fármacos específicos.

Cabe recordar que en el caso de gatos; si esta conducta persiste luego de la castración, la utilización de feromonas sintéticas en el lugar donde orina es altamente efectiva.

Micción por sumisión: este problema lo exhiben los cachorros y jóvenes durante las expresiones de saludo o cuando son reprendidos. A medida que el animal madura, esta conducta por lo general desaparece.

Es importante identificar los estímulos que provocan esto, para minimizarlos, hasta que el animal madure y aprenda a controlarse. En el caso perros con este problema, el castigo físico está contraindicado ya que es probable que esta disciplina intensifique las tendencias del animal a la sumisión.

Micción por excitación: Esta alteración se presenta en perros jóvenes en momentos de hiperexcitación como pueden ser momentos de juego o saludos. En estos casos el animal no necesariamente adopta una actitud de sumisión, pero puede orinar mientras está parado o camina. Como medida se puede evitar exponer al perro a estas situaciones cuando sospechemos que tiene la vejiga llena. La reeducación va orientada a que el animal se relaje en esas situaciones, y puede ser ayudada por drogas que aumenten el tono del esfínter uretral.

Hipocalcemia Puerperal


La hipocalcemia puerperal es un estado agudo riesgoso para la vida que se presenta en el período postparto.

La causa en general debe a una disminución del calcio sanguíneo. La sintomatología típica aparece durante el pico de lactación (1 a 3 semanas postparto).

Aspectos clínicos

Jadeo, tremor, fasciculaciones musculares, debilidad y ataxia. Estos signos clínicos tempranos prosperan rápidamente a la tetania con convulsiones. Los signos clínicos son de evolución rápida y potencialmente fatales si no se tratan.

Eclampsia

Se trata de una hipocalcemia, es decir, lo que lo causa nivel bajo de calcio en sangre, que se puede acompañar de nivel bajo de azúcar en sangre, lo que hace que los músculos “tiemblen”. Cuando una perra está dando de mamar, puede resultarle difícil mantener un nivel constante de calcio en la sangre, ya que el calcio está literalmente yéndose de su sangre a la leche. Según pierde ese calcio, debe reponerlo y para ello lo hace de dos sitios: del calcio de la dieta y mayoritariamente del calcio de sus propios huesos. Por lo tanto, la eclampsia puede ocurrir bien porque el depósito de calcio en sus huesos sea insuficiente o bien porque el sistema hormonal que saca ese calcio de los huesos no funcione.

Prevención

¿Cómo podemos prevenir la eclampsia? Para poder hacerlo debemos entender por qué hay un nivel bajo de calcio en los huesos y lo que causa que el sistema hormonal falle. Generalmente la causa es una vida entera alimentada a partir de dietas “solo carne”, y por tanto deficientes en calcio, lo cual suele ocurrir más frecuentemente en razas pequeñas, que mal educan sus dueños y por tanto almacenan poco calcio en sus huesos. Pero el problema no es sólo una falta de calcio en la dieta, sino también una pérdida de calcio. Las dietas altas en proteínas tienen el efecto de acelerar la pedida de calcio del organismo, lo que provoca una mayor depleción de calcio de los depósitos óseos. El resultado es una perra con reservas de calcio muy pobres. Necesitará un suplemento de calcio altamente soluble administrado constantemente para que no se produzca la eclampsia. Pero, también se trata de un problema hormonal: el fallo de la perra en producir hormona paratiroidea, la cual saca el calcio de los huesos para mantener el calcio en sangre dentro de los niveles normales.

Cuando se suplementa calcio artificial en antes del parto, se produce una señal a la glándula paratiroides de que la hormona paratiroidea no es necesaria.

La perra comienza a perder calcio en la leche con la lactación, la hormona paratiroidea no se produce y los niveles de calcio en la sangre disminuyen.

Así pues, podemos resumir que lo que va a producir la eclampsia va a ser: alimentar comidas bajas en calcio durante toda la vida, dar suplementos de calcio excesivos hacia el final de la gestación y suprimir los suplementos de calcio en el momento del parto.

Tratamiento

Es médico con la aplicación de calcio endovenoso en forma urgente. Se deben retirar los cachorros por 12 a 24 h., o en forma definitiva y recibir la accesoria del Veterinario desde antes de decidir cruzar a la perra.

Parasitos


En esta ocasión tratamos un tema muy importante y del cual conocemos poco, solo sabemos que hay parásitos, pero cuales? Cómo son? Etc... Para comenzar haremos la siguiente pregunta.

¿Ha desparasitado a su perro en los últimos 3 meses?

Los parásitos un problema de salud.

Parásitos... ellos pueden causar pérdida del apetito, vómito, diarrea, anemia e incluso la muerte en perros de todos los tamaños y de todas las edades, si no son desparasitados. ¡Parece una mala noticia para los perros!.

Su perro tiene un estrecho contacto con usted, sin embargo; es difícil protegerlo de parásitos gastrointestinales por lo que a veces se enferma.

¿Los parásitos estan minando la salud de su perro?

Si usted no ha desparasitado a su perro en los últimos 3 meses, es exactamente lo que podría estar pasando.

Los parásitos son muy contagiosos y una vez que su perro los contrae su salud se verá seriamente afectada. Los signos pueden ser muy sutiles y difíciles de identificar, sobre todo en perros de edad avanzada, pero en cachorros y adultos jóvenes los signos son más severos. En la mayoría de los casos, su perro puede tener perdida del apetito resultando en una rápida perdida de peso, incluso con vomito. También puede presentar diarrea, anemia, y si no se actúa, incluso puede morir.

Una disculpa por ser tan pesimista pero esa es la dura realidad de los efectos de los parásitos gastrointestinales.

Gusanos planos, gusanos redondos, gusanos de gancho, tenias... todos son peligrosos y deben ser eliminados.

En Resumen:

El control de los parásitos intestinales de nuestros perros es muy importante, sobre todo en los cachorros. Los parásitos intestinales (llamados también parásitos internos) son muy frecuentes en el perro. Su importancia no sólo radica en los problemas que pueda producir a los perros sino que muchos de ellos son transmisibles a las personas. Exponemos a continuación los principales parásitos intestinales, se da mucha importancia a los conocimientos mínimos para poder eliminarlos. Sin embargo, no olvide consultar con su veterinario cual puede ser el mejor tratamiento para su perro.

Vamos a conocerlos mejor.

Los más comunes...

Gusanos redondos.
También se les denominan "áscaris". El principal es Toxocara canis. Son los más frecuentes. Su aspecto es largo y redondo, por eso popularmente se dice que son como "espaguetis". En cachorros producen diarreas y mal aspecto general. Algunas veces migran los parásitos al sistema respiratorio y pueden dar tos. Si hay mucha cantidad aparecen vómitos. Se contagian de unos perros a otros a través de los huevos presentes en las heces. En cachorros también se trasmiten en el momento del parto y/o a través de la leche de la madre. Los medicamentos más eficaces son el pamoato de pirantel y el fenbendazol. El control de este parásito es importante ya que puede contagiarse a las personas y dar una enfermedad muy grave: "la larva migrans". Esto es especialmente importante en los niños, ¡extreme las normas higiénicas básicas y desparasite correctamente a su mascota!

¿Cómo se infecta mi cachorro?
Tu cachorro de infecta de varias maneras, bien puede darse por contaminación cruzada, esto es, que ingiera huevecillos del parásito como el que se ilustra en la foto de la izquierda que pertenece a un huevo toxocara canis (de esta forma se ven al microscopio), que son eliminados en las heces de otros perros que estén parasitados. Ahora bien, te preguntarás cómo los ingiere. La respuesta es muy fácil, cada vez que huele las heces fecales de otro perro, o come pasto en algún jardín, estos pueden estar contaminados, y de esa forma contaminarse el también. Otra manera de infectarse con el parásito (toxocara canis), es vía transplacentaria, es decir que la hembra gestante que no es desparasitada antes de la monta y durante la gestación, puede tener en sus masas musculares, larvas del parásito en estado somático (foto derecha), y éstas, cuando tu perrita esta gestante, detectan la progesterona (hormona que mantiene la gestación) y salen de ese enquistamiento, comienzan a migrar y a través de la placenta llegan a los productos (cachorros) y comienzan a parasitarlos, de tal forma que al nacer los cachorros, estos ya están parasitados, y son los mas sensibles a la infestación, causándoles incluso la muerte si no son atendidos rápida y adecuadamente.

Gusanos planos.
También son muy frecuentes, el principal es Dipylidium caninum. Son cortos y planos, por eso se les conoce popularmente como "granos de arroz". En la mayoría de los casos no tienen importancia clínica para nuestro perro. Su transmisión principal es a través de los huevos presentes en las pulgas. Ocasionalmente se pueden transmitir si los perros comen algún roedor, conejo o pájaro. En las heces de los perros encontramos los parásitos adultos, raramente observamos los huevos.

El tratamiento necesita de fármacos especiales como el praziquantel. Ahora bien, recuerde que la mejor prevención consiste en el control de las pulgas en el perro y en el ambiente.

Hay otro parásito incluido en este grupo, es Echinococcus spp. Su presencia en el perro es infrecuente, sin embargo, hay que prevenir la aparición de este parásito ya que tiene una gran importancia sanitaria en los humanos. Es el responsable del "quiste hidatídico". Por tanto, la desparasitación del perro vuelve a ser muy importante.

Coccidios.
Estos parásitos no producen ningún problema en la mayoría de los perros adultos, no así en los cachorros, sin embargo incluso en los adultos, algunas veces pueden producir diarreas con más o menos sangre, sobre todo en los cachorros. Su presencia es frecuente en los cachorros provenientes de las tiendas, de las residencias, de las perreras, de las protectoras y de los criadores. Se transmite principalmente por la ingestión de agua contaminada (de la llave) o por contacto con otros perros infectados. Sólo se tiene que realizar tratamiento en los animales en los cuales se ha diagnosticado; no es conveniente hacer tratamientos preventivos. Los antibióticos trimetropin-sulfa y espiramicina son los medicamentos de elección. Los tratamientos son la mayoría de las veces muy largos.

Giardias.
Muchos perros presentan diarrea debido a la infección por este parásito microscópico. Las personas pueden infectarse aunque no está claro si es el perro el origen. La eliminación de quistes en las heces es la fuente de contagio principal entre los perros. Tienes que recordar que estos quistes viven durante períodos largos de tiempo en el agua (de charcos, de la llave, etc.). El cuadro clínico que presentan es una diarrea crónica, alguna vez puede observarse sangre fresca en las heces. Al igual que en los coccidios, no hay que hacer desparasitaciones preventivas, hay que tratar únicamente a los animales enfermos. Pero en cambio, si que es importante hacer un control higiénico ambiental y de la entrada de perros nuevos. En los perros aislados la solución es rápida, en cambio, puede complicarse en aquellos lugares en los que varios animales viven juntos. Los productos de elección son el metronidazol y el fenbendazol. Para tratar el ambiente y eliminar los quistes que puedan encontrarse en el agua, en la tierra, en las heces o en el pelaje de los perros enfermos, se puede utilizar una dilución de amonio cuaternario.

¿Los parásitos pueden afectar al ser humano?
Cierto tipo de parásitos que afectan a su perro pueden además tener efectos en el ser humano; Aunque esto es relativamente raro. La infección ocurre simplemente al ingerir accidentalmente los huevos o las larvas, y por supuesto esto es muy común especialmente cuando los niños juegan con los cachorros, o cuando hay un contacto muy estrecho. Las tenias afectan seriamente al ser humano.

La desparasitacion regular, combinada con medidas simples de higiene, como lavarse las manos después de tener contacto con animales y particularmente antes de comer, minimizaran el riesgo de la infección.

Entonces... ¿Cómo los puedo eliminar?
No se preocupe, usted podrá eliminar todos los parásitos gastrointestinales de su perro y podrá mantenerlo libre de infecciones dando una simple dosis cada 3 meses. Los cachorros requieren de un tratamiento más intenso pero hablaremos de esto mas adelante.

¿Por qué desparasitar cada 3 meses?
Los parásitos en su fase de huevo o de larva son altamente transmisibles... ya sea que se encuentren en el pasto, o en otro perro, estos se pegan a la piel del vientre al echarse, o a las patas al caminar. Una vez que esto pasa, ocurre una re-infección. Como se muestra en el cuadro adjunto donde vemos el ciclo de vida de toxocara canis.

Desparasitando a su perro cada 3 meses destruye cualquier re-infección y ayuda a su perro a permanecer desparasitado y saludable.

Una cosa mas... los gusanos planos, gusanos redondos, gusanos de gancho y tenias tienen cada uno un ciclo de vida y un comportamiento muy diferente. También la susceptibilidad de cada uno de estos parásitos es muy diferente, por lo que su control es muy difícil, ya que habría de aplicar un tratamiento diferente para cada uno.

Sumario
Esperamos que esta literatura te haya podido ayudar a entender el efecto de los parásitos gastrointestinales que pueden afectar a su perro, y la importancia de un tratamiento regular.
Por supuesto, es muy fácil olvidar el desparasitar a su perro cada 3 meses, pero es de vital importancia la desparacitacion cada 3 meses para evitar infecciones. Recuérdese a usted mismo anotando en un calendario la fecha de desparasitacion como cualquier otro evento regular en su vida, como pagar la luz, o las colegiaturas de los niños, o mejor aun... las vacaciones. El siguiente cuadro le ayudara a planearlo.

Parvovirus Canino-EPC


¿Que es la enfermedad de Parvovirus Canino? - EPC
Desde el 1978 los perros de toda edad y raza han sido víctimas de una enfermedad muy contagiosa causada por un virus que ataca el tracto intestinal, los glóbulos blancos de la sangre, y en algunos casos, el músculo cardiaco.

La EPC se contrae por contacto entre los perros y ha sido diagnosticada donde quiera que se congregan. Un perro que este confinado en la casa o en el patio y que entre rara vez en contacto con otros perros tiene menos posibilidades de contraerla.

La fuente de contaminación es la materia fecal de los animales que han contraído la infección. Puede haber gran cantidad de virus en las heces fecales de los animales que sufren la enfermedad.

El virus es resistente bajo condiciones climáticas extremas y puede sobrevivir durante largos periodos. Se transporta con facilidad de un lugar a otro en el pelo o en las patas de los animales enfermos o bien en las jaulas, los zapatos, o cualquier otro objeto contaminado. No se tiene información sobre algún otro medio de transporte, si es que existe alguno.

La EPC no puede transmitirse al hombre ni a los demás animales.

¿Cómo se puede saber si el perro tiene la EPC?
Los primeros signos de la EPC son generalmente vómitos y diarreas severas, que se producirán a menudo a los 5 o 7 días de haber contraído la infección. Al principio de la enfermedad las heces fecales serán por lo general de un color gris claro o amarillo grisáceo. En algunos casos, el primer signo serán heces fecales liquidas con manchas de sangre.

Los animales pueden deshidratarse rápidamente debido al vomito y la diarrea. También se observara la perdida de apetito y la depresión. Los perros mas jóvenes pueden mostrar una temperatura entre 40 y 41 C. Aunque los animales mayores muestran a veces una temperatura ligeramente mas alta.

Algunos perros vomitaran repetidamente y tendrán además diarrea que puede ser impelente y con sangre, hasta que mueran. Otros tendrán solo heces fecales sueltas y podrán recuperarse sin complicaciones. Una característica común de toda infección con EPC es que la cantidad de glóbulos blancos baja, a la vez que se produce fiebre.

La mayoría de las muertes ocurren dentro de las 48 – 72 horas después de la aparición de los signos clínicos. Los cachorritos son los que más sufren de shock y muerte que puede sobrevenir en cuestión de dos días después de haberse declarado la enfermedad. Aproximadamente el 75 % de los cachorros menores de 5 meses y el 2 al 3 % de los perros mayores mueren por esta enfermedad.

Otra forma de enfermedad parvorial es la inflamación del corazón (miocarditis) en el caso de cachorros de menos de 3 meses de nacidos. Este síndrome ocurre sin diarrea a medida que el virus se multiplica rápidamente en las células musculares del corazón.

Los cachorros con miocarditis parvorial pueden parecer deprimidos y dejar de mamar poco antes de caerse por falta de aire. La muerte puede ocurrir en unos minutos. Otros pueden morir en unos días. No existe tratamiento especifico. Los cachorros que sobreviven pueden quedar con algún defecto cardiaco permanente. Estos animales mueren por insuficiencia cardiaca unas semanas o meses después de haberse recuperado de la enfermedad.

¿Cómo puede diagnosticarse y tratarse la EPC?
No hay drogas especificas que puedan matar el virus en los perros enfermos. El veterinario puede dar su diagnostico inicial basándose en los signos clínicos, pero solo después de haber tomado en consideración las demás causas que pudiese provocar él vomito y la diarrea. La propagación rápida dentro de un grupo de perros constituye una prueba bastante convincente de que el perro sufre de EPC, lo cual puede confirmarse mediante microscopio electrónico u otros test de laboratorio.

El tratamiento contra la EPC deberá comenzarse inmediatamente. Consiste primordialmente en combatir la deshidratación, reponiendo los líquidos y electrolitos perdidos, controlando él vomito y la diarrea y evitando las infecciones secundarias. Los perros que estén enfermos deben mantenerse calientes y se les debe ofrecer atención y cuidado. Puede recomendarse la terapia de antibióticos a fin de evitar las infecciones bacterianas secundarias.

La Epilepcia Canina


La epilepsia:

La epilepsia se puede definir como una descarga electroquímica del cerebro, que puede aparecer en cualquier momento y que se hace recidivante o repetitiva en el tiempo, vale decir, el enfermo repite sus crisis durante la mayoría de su tiempo de vida. Una descarga electromagnética quiere decir que las neuronas se despolarizan o transmiten señales eléctricas a otras semejantes vecinas, difundiendo así esta excitabilidad a la totalidad cerebral. Pero, ustedes saben que el cerebro envía axones o ramos nerviosos hacia los efectores o músculos. Estos no pueden contraerse si no reciben una señal desde el cerebro para tal efecto. Es por esto entonces, que cuando uno observa un paciente con epilepsia llama la atención la intensa actividad muscular que se hace presente. Lo característico de esta enfermedad es que estos episodios de hiperactividad muscular convulsiva se repiten en el tiempo, evidenciándose en el enfermo, una absoluta normalidad orgánica entre estas crisis.

La epilepsia es una de las enfermedades neurológicas más antiguas que se conocen y ha sido una verdadera pesadilla para quienes la padecen. Para un adulto, un ataque epiléptico de la mascota familiar no debe ser una experiencia sofocante, pero para un niño puede llegar a ser terrible. Afortunadamente, muchos ataques son nocturnos o pueden pasar desapercibidos por los jóvenes de la familia.

Existen otras patologías que pueden causar convulsiones o ataques que se presentan en forma de temblores leves o severos, y que causan una gran fatiga en los animales, como por ejemplo: sustancias tóxicas, anormalidades o desbalances metabólicos o electrolíticos.

Las otras enfermedades pueden producir estas descargas cerebrales, también llamadas convulsiones. Por ejemplo, un paciente con hipoglucemia o con bajas concentraciones de “azúcar en la sangre” ¡¡¡puede desarrollar las mismas convulsiones de una epilepsia¡¡ La diferencia está en que estos hipoglicemicos manifiestan signos de esa enfermedad entre las crisis, evento que no ocurre jamás en la epilepsia, donde hay como dije anteriormente absoluta normalidad.

Este padecimiento también se puede presentar en forma secundaria a otras enfermedades como: moquillo, tumores cerebrales, falla hepática o cardiaca, diabetes, traumas o exposición a sustancias tóxicas. Sin embargo, la "verdadera" epilepsia, la cual que se presenta debido a un síndrome hereditario en ciertas razas caninas se manifiesta como una disfunción neurológica primaria cuya causa de desconoce por el momento

Etapas del ataque epiléptico:

Aura: Se presentan ciertos signos indicativos del inicio del ataque como son: inquietud, nerviosismo, temblores, salivación, incoordinación y enajenación. Estos signos pueden persistir solo por unos segundos o por varios días, por lo que muchos propietarios no se percatan con claridad de ellos.

Ictus o Ictal: Se refiere al ataque en sí. Este puede durar unos cuantos segundos o varios minutos. Durante un episodio, el perro comúnmente cae derribado sobre un costado y hay una respuesta motora involuntaria seria manifestada por movimientos de patadas, pedaleo o remo. El perro producirá una salivación excesiva y puede perder el control sobre sus esfínteres anal y urinario. Todos estos actos son inconscientes por lo que el animal pierde relación con el medio ambiente.

Postictal: Se caracteriza por un periodo de confusión, desorientación, excesiva salivación, inquietud, falta de respuesta confiable en relación a los estímulos ambientales y en algunos casos ceguera.

Tipos de ataques epilépticos:

Tipos de epilepsia. Los síntomas dependen del lugar de origen de las descargas eléctricas:

Si es toda la corteza cerebral, el animal cae de lado, con gran rigidez, y pedalea. Esta se manifiesta con gran salivación, defecación y micción. Estos signos duran aproximadamente minuto y medio, luego comienza los signos del postictus, que son extrema excitabilidad, el animal corre sin rumbo, chocan con objetos. Otra forma de presentación es la depresiva, en que el paciente entra en un sueño ligero o profundo que puede durar horas.

Si es parcial, debido a lesiones cicatriciales focales. Según la ubicación de estas, es el tipo de signo que observaremos. Por ejemplo si en perro posee una cicatriz en el área cerebral donde se regula la capacidad sensorial, puede que manifieste ataques de prurito o “picazón” en alguna parte del cuerpo, provocándose auto mutilación en un gran número de pacientes. Este tipo de epilepsia es muy frecuente en aquellos pacientes que sufrieron Distemper y que dejaron como secuela, este tipo de lesión.

Ejemplares con epilepsia:

Los ataques se presenta entre 1 y 7 años de edad, generalmente a los 2 años.

Siendo la epilepsia un problema que se presenta en individuos consanguíneos se considera un desorden de tipo genético. Algunas razas las padecen con mayor incidencia, como: Pastor Alemán, San Bernardo, Beagle, Setter Irlandés y Caniche (French Poodle).

Diagnóstico:

El diagnostico lo debe hacer un profesional veterinario, ya que este es el único capaz de establecer las diferentes patologías que también provocan convulsiones y temblores.

Tratamiento:

En los animales que padecen epilepsia debemos evitar las fuentes de tensión. Se ha detectado que también estos episodios pueden iniciar por efecto hormonal en las hembras por lo que se recomienda esterilizar tanto a machos como a hembras.

Los ataques verdaderos de epilepsia duran 30 minutos, hay que llevar urgentemente al animal a la veterinaria. Deberá evitar que se golpee con artículos que existan a su alrededor como muebles u otros objetos. Durante el ataque el animal atraviesa una enajenación en donde desconoce a su dueño y al medio que lo rodea, por lo que no conviene tocarlo sólo en observar la duración y fecha, para tenerlo en cuenta a la hora de establecer un tratamiento, la dosis y la frecuencia del mismo.

El tratamiento consiste en la administración de anticonvulsivantes de manutención. Estos medicamentos impiden de alguna manera que las neuronas epilépticas disparen y diseminen sus descargas eléctricas. En la actualidad, existen muchos medicamentos en el mundo destinados a este objetivo. En el perro y gato, el principal corresponde al Fenobarbital, el cual debe otorgarse dos veces al día y mínimo por 6 meses. Este tiempo es el que requieren las neuronas epilépticas para que “aprendan” a no convulsionar. Otro medicamento es el Bromuro de potasio. Muchas veces en pacientes rebeldes a la terapia única, se les adiciona este otro remedio.

El dueño debe estar tranquilo, pues en general no representa riesgo de muerte para el paciente, y no es necesaria la eutanasia como se piensa, pues los perros epilépticos pueden vivir con su tratamiento de forma normal.

Pistas Para Detectar El Dolor


Para protegerse a sí mismos de los depredadores, los animales ocultan naturalmente su dolor. Tu mascota podría estar sufriendo, a pesar de no mostrar ninguna señal obvia de dolor. Nuevos avances en la ciencia veterinaria han decodificado signos sutiles de molestias en los animales. Es vital observar el comportamiento de tu mascota, para poder manejar su dolor. ¿Cuán bien conoces a tu mascota? Utiliza estas cinco pistas para entender el lenguaje corporal de tu mascota.

Pista número 1. Hábitos de masticación anormales.
Si tu mascota muestra hábitos anormales de masticación, tales como volcar comida por un costado de la boca, podría tener algún problema dental o bucal. Señales adicionales incluyen pérdida de peso, mal aliento, o el frotar su cara en forma excesiva. Es importante que se realicen chequeos dentales regulares, para prevenir o tratar problemas dentales y su dolor.

Pista número 2. Pérdida o aumento drástico de peso.
El dolor influencia en forma directa los hábitos alimenticios de tu mascota. Los animales obesos tienen mayores chances de tener problemas en los ligamentos y en las articulaciones. Las mascotas con artritis o dolores musculares podrían rechazar su comida, ya que el agacharse les resultaría doloroso. El dolor asociado con la artritis también puede causar que las mascotas aumenten de peso aunque se mantengan sus hábitos alimenticios, debido a la falta de ejercicio.

Pista número 3. Evita el afecto o el contacto.
¿Solía tu perro ser activo y energético, pero ahora se recluye calladamente? El evitar el afecto y el contacto podría ser una señal de una enfermedad progresiva, tales como osteorartritis, o enfermedad intervertebral de disco. A pesar que tu mascota pudiera encontrarse normal antes de antes de acariciarla, la presión que se ejerce al hacerlo podría exponer áreas sensibles o dolorosas.

Pista número 4. Disminución de movimientos y de ejercicios.
La artritios o las enfermedades degenerativas de las articulaciones, son la causa más común de dolor. Las mascotas que renguean suelen negarse a subir o bajar por las escaleras, o a jugar. El sobrepeso va de la mano con las lesiones en las articulaciones. El perder kilos de más va a ayudar a que disminuya la carga sobre las articulaciones, y así reducir el dolor. Consulta a tu veterinario acerca de los ejercicios, dietas, y medicamentos contra el dolor que pueden mejorar la salud de tu mascota.

Pista número 5. "Accidentes".
Los dueños de mascotas creen frecuentemente que los "accidentes" son el resultado de problemas de comportamiento. Si bien hay ocasiones en el que el motivo es de comportamiento, el ir al baño en lugares inapropiados cuando normalmente no lo hacía, pueden ser causados por algún tipo de dolor. Las mascotas con artritis o con articulaciones doloridas pueden tener dificultades para llegar a un lugar apropiado, debido a obstáculos que causan dolor (como escaleras). Las infecciones en el tracto urinario también pueden causar accidentes de baño. A demás, estas infecciones pueden incluir letargia, fiebre, y dificultades para orinar.

La falta de expresión verbal no significa que tu mascota no pueda experimentar dolor. Cambios pequeños en su comportamiento pueden ser causa de alarma. Debes prestar atención a los hábitos de tu mascota, para que tu veterinario pueda evaluar y tratar su dolor.

El Peso Corporal y La Nutricion Adecuada


Parte 1. El peso corporal


Este perro presenta más de un 40% de sobrepeso! El sobrepeso en el perro (y en el hombre) es un gran handicap y redunda en otra serie de problemas salud de mayor a menor trascendencia, pero en todos los casos, indeseables.
La obesidad tiene siempre su origen en la combinación de dos hechos innegables: la hiper- alimentación y la falta de ejercicio.

También hay algunos casos aislados en los que alteraciones hormonales, como las causadas por desarreglos tiroideos, pueden estar en el origen del problema.

De lo que no cabe duda alguna es de que el animal que está perfectamente alimentado y cuya nutrición es óptima nunca tendrá un peso por encima del recomendado según su edad, sexo y talla. Y si, además, recibe la adecuada disciplina en lo que se refiere a la justa practica de ejercicio, será un animal sano y en plenitud de condiciones.

El adelgazamiento súbito debe ser siempre considerado como un problema al que hay que prestar la debida atención, al igual que se debe hacer ante un aumento significativo del peso sin causa aparente y justificada, pues las variaciones en el peso corporal pueden ser indicios de distintas alteraciones o problemas de salud.

Así las cosas, antes de pasar a mayores, lo primero que hemos de descartar que tanto el déficit como el exceso de peso se deban a una dieta inadecuada; si esta no fuera la causa, entonces habremos de pensar si estamos infraalimentando o sobrealimentando a nuestra mascota , y por ultimo pero no menos importante, si en algo han variado sus condiciones de vida habituales, es decir, si ha habido alguna alteración en las condiciones de su hábitat, si pudiera estar sometido a alguna forma de estrés del medioambiental (un macho, por ejemplo, puede adelgazar por el mero hecho de intuir el celo de una hembra incluso a enormes distancias) o de otro tipo (la ausencia prolongada de uno o mas miembros de la unidad familiar o el fallecimiento de alguno de ellos, e incluso el nacimiento de un nuevo bebé, que desvía hacia el recién llegado toda la atención y el mimo que recibía el perro).

Otra causa habitual de pérdida de peso puede ser el cambio de casa, dejar el perro de pensión en una estancia canina, la realización de obras en el domicilio, etc.

Médicamente el adelgazamiento súbito también puede deberse a problemas de parásitos internos, que hay que descartar, mediante la practica de un examen de heces.

Pero si todo lo anterior queda descartado, entonces hay que sospechar que las causas pueden ser otras y bien distintas, con un origen fisi0ologico y/o patológico. En este caso se hace indispensable la consulta con el veterinario .

No olvidemos que un perro sano muestra siempre una óptima condición física, independientemente de la edad.

Finalmente, hemos de tener en cuenta que, dependiendo de las líneas de sangre, habrá ejemplares que, a pesar de estar en óptimas condiciones de salud, serán "delgaditos" por naturaleza, y otros, también en excelentes condiciones, algo mas "rechonchitos", lo que sin duda está relacionado con la genética, con la cantidad y volumen de su "hueso", y con la cantidad y calidad de su grasa corporal, al igual que ocurre con las personas.

Parte 2. La nutrición adecuada.

La manera en la que alimentamos a nuestras mascotas es muy importante, ya que una alimentación mal equilibrada o mal racionada puede desencadenar muchos y diversos tipos de enfermedades

Cuando compramos un alimento para nuestra mascota debemos de escoger un alimento de buena calidad, esto garantizará que la nutrición de nuestra mascota sea eficiente.

Para poder elegir la mejor opción nutricional para nuestra mascota debemos de tener la asesoría de tu medico veterinario, el cual podrá darnos una guía practica y sencilla sobre los cuidados de nuestra mascota.

Cada raza es diferente, por lo que la forma de alimentar no podrá ser igual para todos, así es que si tú una vez tuviste un poodle y ahora eres dueño de un labrador la forma de alimentarlo cambiará completamente.

Cada raza necesita una aportación de nutrientes y de calorías, para poder realizar una actividad normal, esto es, debe de tener una ración adecuada de alimento la cual le permita mantener a su organismo en condiciones adecuadas para su crecimiento y/o mantenimiento

Si no nos es posible comprar un alimento de excelente calidad y solo nos es posible comprar alimentos económicos (aunque de baja calidad) , la regla de mantener una cantidad de kilocalorías es la misma, y tu medico veterinario deberá de ayudarte a racionar el alimento estoes para evitar la sobrealimentación o la sub-alimentación.

Las raciones de alimento serán adecuadas conforme tu cachorro crece, y una vez que es adulto se deberá de mantener una ración permanente hasta que sea anciano (esto siempre y cuando no se presente algún tipo de cambio metabólico en el perro o gato como por ejemplo una castración, gestación, o bien alguna enfermedad metabólica como la diabetes).

Cada fase de crecimiento, reproducción, mantenimiento, y senectud, demandan diferentes cantidades de calorías y de alimento, también hay que tomar en cuenta la actividad y desarrollo físico de nuestra mascota ya que animales muy activos siempre necesitaran aumentar la cantidad de kilocalorías diarias, y animales con poca actividad serán animales propensos a la obesidad y por lo tanto la restricción de calorías se deberá de realizar, todo esto bajo la vigilancia del medico veterinario, para evitar descompensaciones severas al organismo.

10 Mandamientos De La Alimentacion


1. Administrar cantidades de agua suficientes

Siempre se debe dejar a libre disposición del perro agua potable fresca, y renovarla frecuentemente, teniendo en cuenta que el consumo medio es de 60ml por kilogramo de peso corporal y por día, y que esta cantidad es mayor en cachorros, en perras que están amamantando, y en período de trabajo. Un perro de 12Kg necesitará entonces aproximadamente de 3/4 litros de agua diaria, según esta fórmula.

2. Respetar las transiciones alimentarias

Toda modificación de la dieta del perro debe hacerse de manera progresiva, a lo largo de una semana, para permitirle adaptarse desde el punto de vista gustativo, digestivo, y metabólico, y para dar tiempo a su microflora intestinal (mucho más íntimamente relacionada con lo que come que la del hombre) de reconstituirse específicamente en función del nuevo alimento.

3. Asegurar al perro comidas regulares

El perro sólo está contento si recibe todos los días, a la misma hora, en el mismo lugar, y en el mismo comedero, el mismo alimento. Se debe adaptar el número de comidas al estado fisiológico del animal, que debe ser pesado con regularidad.

4. Controlar las cantidades de alimento administradas

Las cantidades distribuidas cada día, calculadas en función del requerimiento energético cotidiano del perro y del contenido en calorías de los alimentos, se deben pesar periódicamente para evitar toda deriva lenta hacia la obesidad. Dichas cantidades se deben adaptar a la evolución del peso del perro, que también debe ser determinado con regularidad.

5. Proporcionar al perro una dieta equilibrada

El alimento, ya sea casero o industrial, debe contener todos los nutrientes que el perro necesita, en cantidades satisfactorias y en las proporciones adecuadas para su tamaño (perro pequeño, mediano, o grande), su estado fisiológico (mantenimiento, reproducción, deporte), su edad (cachorro, adulto maduro, perro de edad avanzada), incluso a su eventual estado patológico (problemas de salud).

6. Elegir correctamente el alimento del perro

La elección del alimento que se dará a un perro no es una decisión trivial, y deben prevalecer los criterios de equilibrio nutricional. Tres criterios fundamentales intervienten en la elección de un buen alimento para un perro: su edad, su nivel de actividad física o fisiológica, y su tamaño.

7. Utilizar el alimento de manera racional

La manera de administrar el alimento cuenta tanto como el contenido del mismo. Si se utilizan alimentos industriales, es esencial seguir correctamente el modo de empleo del fabricante. Con respecto a la alimentación casera, se deben rechazar ciertas expresiónes, nulas y sin valor para el perro, tales como "come lo que yo como", "come lo que quiere", "sólo quiere eso", etcétera. Por otra parte, las sobras de la mesa, las golosinas, los dulces, el chocolate, y los pasteles no deben formar parte de la alimentación de un perro (es mejor utilizar pequeños restos de queso, por ejemplo).

8. Mantener un nivel de higiene satisfactorio

Los alimentos industriales ofrecen las mejores garantías de salubridad higiénica y, utilizados correctamente, no presentan ningún riesgo de intoxicación alimentaria. Las latas abiertas y los alimentos frescos o descongelados se deben conservar en el refrigerador, mientras que las croquetas se deben mantener en la bolsa cerrada, en un lugar seco. Si el perro no termina su comida, hay que desechar los restos. Por último, hay que limpiar el comedero a diario.

9. Controlar los resultados individuales

Se deben controlar la eficacia del racionamiento y su adecuación para el perro, basándose en elementos tan simples como la calidad de su pelaje y de sus excrementos, su apetito, y su comportamiento cotidiano.

10. No dudar en recurrir al veterinario

Debido a su formación, el veterinario es también el dietista del perro, tanto en su vida cotidiana como cuando está enfermo. Es necesario consultarlo en caso de falta de apetito o bulimia durables, adelgazamiento o aumento de peso anormales, diarrea o estreñimiento persistentes, trastornos físicos o conductuales preocupantes, así como por todas las valoraciones importantes de la sed o del apetito, que pueden ser signos precursores de una enfermedad general y requieren un examen detenido del perro.

Introduccion a la dieta BARF


El presente artículo es una introducción a la dieta BARF, y no pretende ser una guía completa sobre la misma.

1. ¿Qué es BARF o ACBA?

BARF son las siglas en inglés de Bones and Raw Food (Huesos y Comida Cruda) o Biologically Appropriate Raw Food(Alimentos Crudos Biológicamente Apropiados = ACBA). Esta dieta trata de imitar la alimentación cruda de los cánidos en estado salvaje, excluyendo totalmente los alimentos balanceados.

2. ¿Que beneficios aporta BARF?

Las personas que alimentan de manera natural suelen observar los siguientes cambios:

Más brillo en el pelo
Aliento fresco
Mayor actividad, mejor humor
Los animales no huelen a “perro”
Dientes limpios, sin sarro
Heces mas compactas y menos olorosas
Beben menos agua
Mayor desarrollo de la musculatura y disminución de la grasa corporal
En animales con problemas de articulaciones se comprueba un alivio bastante significativo.
3. ¿Por qué las croquetas no son saludables?

En primer lugar porque no son naturales y contienen conservantes y antioxidantes nada saludables para los perros.
En algunas marcas, se han registrado trazas de pesticidas y barbitúricos.
Las croquetas están procesadas por calor, el cual destruye muchas propiedades nutritivas irremplazables, tales como las enzimas.
La dieta de los perros debe estar compuesta por un alto porcentaje de carne. Sin embargo, las croquetas están constituidas por un 80% de cereales, muy pobres en proteínas y muy ricos en hidratos de carbono, lo cual puede conllevar numerosos problemas como sarro, diabetes, obesidad… etc
4. Quisiera una dieta natural para mi perro

BARF es un tipo de alimentación, no una dieta. No se trata de hacer una dieta para cada perro sino seguir unas bases sobre las cuales cada uno puede hacer variaciones según estime conveniente. Aproximadamente un 65-75% de la cantidad diaria total está compuesta por huesos carnosos CRUDOS (carcasas de pollo, cuellos y alitas de pollo, codornices, cuellos de pavo…). El resto debe estar compuesto, según los días, por una variedad de nutrientes: carne, pescado, huevos, vísceras, frutos secos, yogur, suplementos...etc. Las verduras y/o frutas deberían darse a diario a razón del 10% de la cantidad total diaria.

Un día a la semana se debe ayunar si el perro tiene más de 10 meses, dejando a su disposición agua y zumo de frutas o caldo hecho a base de huesos y verduras.

5. Carne cruda, bacterias y parásitos

Muchas personas piensan que al dar los alimentos crudos, estos pueden traer consigo parásitos y quistes. No podemos comparar el consumo de alimentos crudos en personas y en perros. Una persona que comiera carne cruda probablemente enfermaría de salmonella y moriría en pocos días. Pero un perro sano no tiene problemas. El sistema inmune de los cánidos está perfectamente adaptado para manejar bacterias. Además, está demostrado que los perros alimentados con comida cruda, debido a lo estimulado que está su sistema inmunitario, tienen menos riesgos de contraer parásitos externos (garrapatas, pulgas, etc) e internos (lombrices, tenias...).

En cualquier caso, si se considera oportuno, se pueden tomar algunas precauciones como:

No suministrar carne que no haya sido inspeccionada por veterinarios y considerada apta para consumo humano.
Escaldar ligeramente la carne por fuera vertiendo agua hirviendo por encima, sin llegar a cocerla o cocinarla.
También se puede congelar la carne durante un mínimo de 20 días a una temperatura inferior a –15 ºC
En cualquier caso, es conveniente realizar un examen de heces del perro cada 6 meses en el veterinario.
Algunos antibacterianos naturales son:

Yogur natural ecológico o probióticos no lácteos que contienen acidophilus/bifidus. Los probióticos no lácteos son efectivos en un 97% en combatir E. coli.
Alfalfa es efectiva contra Gram-negativas, como Salmonella.
El extracto de semilla de cítrico diluido en agua, constituye un excelente antibacteriano natural en el que se pueden sumergir los alimentos que nos preocupen.
El ajo es efectivo contra parásitos cómo áscaris y tenias entre otros.
El vinagre de manzana orgánico, crudo y no filtrado mata algunas bacterias, además de contener 19 de los 22 minerales beneficiosos para el organismo.
Las semillas de calabaza son un tratamiento eficaz contra los vermes planos
El aceite de germen de trigo y las enzimas vegetales como las de piña o papaya destruyen la cubierta externa de los parásitos intestinales.
Otros antibacterianos son: manzanilla, algas kelp, jengibre y perejil.
6. ¿Puedo mezclar comida y croquetas?

No en la misma comida, ya que se digieren de distinta manera. Las croquetas tardan unas 12 horas en digerirse, la comida tarda solo 3 ó 4 horas. Si se mezclan, la comida tiene que esperar en el tracto digestivo hasta que las croquetas se hayan procesado. Esto puede generar desde toxinas perjudiciales para el perro, hasta una torsión gástrica. Si no hay más remedio, se pueden dar en comidas separadas... aunque ya conociendo esta dieta cruda y habiendo comprobado sus beneficios, no parece tener mucho sentido la idea de andar mezclando.

7. ¿Lleva mucho tiempo preparar BARF?

No mucho más que dar croquetas, aunque parezca increíble. Sobre todo cuando ya se tiene cierta práctica. Hay que pensar que no se cocina nada!!! Lo mejor es dedicar un momento a la semana a preparar porciones. De esta manera solo hay que sacarlas del congelador y servirlas descongeladas.

Pero incluso si no se hacen porciones, tampoco lleva tanto tiempo picar unas pocas verduras y mezclarlas con carne, o echar en el suelo unas carcasas de pollo, por ejemplo.

Tampoco hay que comprar los ingredientes en ningún sitio especial, sino que podemos hacernos con ellos en nuestro supermercado habitual, a la vez que hacemos nuestra compra mensual.

8. ¿Que cantidad de comida doy al día?

Es mas sencillo que con las croquetas, porque es una regla fija:

CACHORROS de 2-3 meses:

Calcular el 10% del peso corporal del perro.

Es decir, un cachorro de 2 ó 3 meses y 10 kilos debería comer 1 kilo de comida diaria, repartido en 4 tomas. Para cachorros de más edad, hay que disminuir el porcentaje progresivamente y observar si se quedan hambrientos o muy llenos.

ADULTOS

Calcular el 2% ó 3% del peso corporal del perro. Un perro que pese 25 kilos debería comer de 500 gramos a 750 gramos al día, repartido en 2 tomas preferentemente. Observaremos que, con estos porcentajes, un perro come aproximadamente las mismas cantidades cuando es cachorro que cuando es adulto.

9. El dilema del calcio

Mucha gente no está segura de estar dando suficiente calcio con una dieta natural. ¿Cuanto calcio es suficiente? ¿Cuanto es mucho y cuanto es poco?? Los perros necesitan mucho calcio para su organismo. Por eso, al imitar la alimentación de los cánidos salvajes, la dieta BARF se basa en proporcionar un 70% de huesos carnosos crudos, los cuales contienen mucho calcio para asegurar un aporte necesario para el perro. Hay que suplementar 1,8 gramos de calcio cada 500 gramos de carne de músculo sin hueso o de pescado sin espinas que demos al perro. Esto basta para asegurar un aporte perfecto de calcio. Con esto los cachorros crecen con unos huesos fuertes y sin problemas de deficiencias.

¿Que pasa si el perro no come huesos??

Si un perro no come huesos, bien por ser muy pequeño, bien porque el dueño prefiere no darlos, es conveniente suplementar la carne según lo citado anteriormente:

1,8 gramos de calcio por cada 500 gramos de carne sin hueso o pescado sin espinas.

El mejor calcio es el que proviene de harina de hueso apta para consumo humano. En su defecto, utilizaremos cualquier otro suplemento de calcio de consumo humano (a ser posible, QUE SOLO LLEVE CALCIO)

Podemos preparar un económico "calcio casero" a partir de las cáscaras de huevo que utilicemos en casa.

Al utilizar un huevo, sumergir las cáscaras en agua con un chorro de vinagre. Mantenlas allí unos segundos. Sácalas y déjalas secar. cuando estén totalmente secas, tritúralas en un molinillo de café.

1 cucharadita de este polvo equivale a 1,8 gramos de calcio. 1 cucharadita polvo cáscara huevo x 500 gramos carne o pescado.

Otro tipo de huesos que conviene darles son los huesos recreacionales. Se llaman así a los huesos grandes o muy duros, tipo fémur de vaca, rodilla o caña que los perros pasan horas y horas mordisqueando e intentando roer. No son un alimento en sí, pero si proporcionan calcio y ayudan a limpiar los dientes y fortalecer las mandíbulas de forma natural.

10. ¿Se necesitan muchos conocimientos de nutrición?

Hay muchas personas que tienen reparos en iniciar una alimentación natural porque creen que son necesarios grandes conocimientos de nutrición canina o felina... Esto no es del todo así.... BARF pretende alimentar a los perros y gatos como ellos mismos lo harían en estado salvaje. Hay unas bases muy sencillas sobre las cual guiarse, pero sobre ellas se pueden hacer múltiples variaciones.

LAS BASES DE LA ALIMENTACIÓN BARF SON:

El 60 - 70% del total diario deben constituirlo huesos carnosos crudos. Deben constituir una comida por si solos. No deben mezclarse con otros alimentos.

El 40 - 30% diario restante se compondrá de:

verduras y/o frutas: a diario (supondrán el 10% total diario)
carne (de cualquier tipo): 2-4 veces en semana
pescado (de cualquier tipo): 1-2 veces en semana
vísceras: 1 vez a la semana (no mezclar con huevos)
huevos: 3-5 unidades en semana
Otros: yogur (con miel opcional), queso fresco, frutos secos, semillas, orejas de cerdo...etc.. se pueden mezclar con otros alimentos o constituir una comida de por si.
1 día a la semana: ayuno a base de caldo hecho con huesos y verduras o de zumo natural de frutas (solo para perros con más de 10-12 meses).

Con estas bases se pueden hacer variaciones, por ejemplo:

alguna semana dar más pescado que carne o mezclar el huevo con la carne, o hacer una "merienda" a base de puré de frutas, yogur y miel, o una "cena" con queso, miel y frutos secos o elaborar una comida con huevos, frutos secos y verduras... La clave está en variar los porcentajes de cada cosa, y asegurar variedad.

11. ¿Es mucho más caro alimentar con BARF?

¡No! El costo del BARF es menor que el alimentar a base de croquetas, especialmente cuando ya ganas conocimiento acerca de dónde conseguir los alimentos a un precio más económico.

12. ¿No son peligrosos los huesos?

Los huesos crudos no presentan problemas de astillarse. Jamás des huesos cocidos a tu perro, pues estos sí se astillan, pudiendo causar graves trastornos digestivos.

13. Pero mi veterinario está en contra de BARF

En estos tiempos con el acceso a Internet, no hay excusa para que tu veterinario no tenga acceso a la información y pueda formarse en modos de alimentación alternativos a los alimentos comerciales. Busca la segunda opinión de un veterinario holístico u homeopático, quien seguramente sabrá asesorarte acerca de los beneficios del alimento crudo para los perros, o investiga tú mismo en las muchas páginas informativas que existen en el Internet. Al reverso de este folleto, te recomendamos una para que puedas comenzar!

La Dieta BARF


Introducción

En la búsqueda constante de dietas mejores y más económicas para perros, los criadores y los expositores de mascotas y perros de exhibición se encuentran apuntados en dos direcciones. La mayoría de estos dueños de perros aplauden los desarrollos de las cada vez más especializadas dietas de fabricantes de alimentos premium. Sin embargo, un segmento creciente de dueños de perros se está volcando al BARF, la dieta conocida como "huesos y comida cruda" (bones and raw food), también conocida como ACBA, alimentación cruda biológicamente apropiada (biologically appropriate raw food).

Desarrollada por el veterinario australiano Ian Billinghurst, la dieta BARF se basa en alimentar huesos crudos con carne, víceras, vegetales crudos y suplementos, en lugar de alimentos comerciales o comidas caceras cocidas.

Billinghurst ha publicado dos libros acerca del BARF: "Give your dog a bone" (Dale un hueso a tu perro) en 1993, y "Grow your pups with bones" (cría con huesos a tus cachorros).

El Dr. Billinghurst describe el BARF de la siguiente manera:

"El BARF es alimentar a los perros en forma apropiada. Su objetivo es maximizar la salud, longevidad, y capacidad reproductiva de los perros y, al hacerlo, minimizar la necesidad por intervención de veterinarios. ¿Cómo alimentas apropiadamente a un perro? Dándole la dieta para la que ellos evolucionaron y están diseñados para comer. Las dietas artificiales basadas en cereales causan problemas innumerables de salud. No son lo que tu perro fue programado para comer durante su largo proceso evolutivo. Una dieta biológicamente apropiada para un perro es una que consiste de comidas crudas enteras similares a las que los ancestros salvajes de los perros consumían. La comida alimentada debe contener el mismo balance y tipo de ingredientes que se consumían por aquellos ancestros salvajes. Esta comida debe incluir cosas tales como carne de los músculos, huesos, grasa, vísceras y materiales vegetales, y cualquier otro alimento que sea similar a lo que sus ancestros salvajes consumían."

Quienes alimentan BARF, señalan que la comida en croquetas (pellets, alimento balanceado) ha existido durante los últimos sesenta años, pero que los perros han consumido comida humana durante milenios antes que las comidas procesadas salieran al mercado. Sin embargo, el debate es candente.

Crudo versus cocido

Quienes alimentan sus perros con la dieta BARF optan por preparar los alimentos para sus perros, que incluyen huesos carnosos crudos, carne de músculos y visceras, huevos crudos, vegetales, fruta, yoghurt, cereales cocidos, queso cottage, hierbas, enzimas, y otros suplementos. Los perros no están atados a la misma dieta todos los días. Si se tiene un buen pedazo de pollo fresco o de cordero, los perros comen pollo o cordero. Si los frijoles verdes están en oferta esta semana, el queso cottage está en 2x1 en el supermercado, o las zanahorias se ven deliciosas, la dieta del perro (al igual que la dieta familiar) se verá beneficiada con esos ingredientes.

La filosofía BARF es que los perros deberían ser alimentados con aquellos alimentos que son evolutivamente aptos para comer. Los principios del BARF dicen que las comidas cocidas comercialmente preparadas no contienen enzimas y otros componentes escenciales para la dieta, y que contienen algunos ingredientes que promueven distintos tipos de alergias o que son peligrosos para los perros.

Algunos veterinarios han expresado dudas acerca de alimentar huesos a los perros, pero quienes apoyan el BARF contestan a los miedos con la afirmación que los huesos cocidos tienden a astillarse y a causar daño, sin embargo los huesos crudos son seguros.

El mejor juez para la dieta es la condición de tu perro. Algunos perros de baja energía, alergias, problemas de piel, y otros síntomas, han aumentado su energía y su resistencia, el brillo de sus pelajes, y han experimentado un aumento en su bienestar al cambiarse a una dieta BARF. Pero muchos perros estarán muy bien con dietas premium comerciales, especialmente aquellas que son muy digeribles y que incluyen suplementos de ácidos grasos. Los dueños de perros necesitan sopesar las ventajas y desventajas de ambas.

¿Interesado en darle una dieta cruda para tu perro? ¡Haz click aquí para saber cómo comenzar!

Para más ayuda, ¡ingresa a nuestros foros de nutrición!

Programa Sanitario Geriatrico


Los perros y gatos geriátricos conforman una gran porción de los pacientes atendidos en la mayoría de los servicios veterinarios. La responsabilidad profesional con el animal senil es retardar, o al menos minimizar, el deterioro progresivo de los sistemas corporales por el proceso de envejecimiento y brindar una mejor calidad de vida durante las semanas, meses o años que le reste.

La oferta de una atención privilegiada a la mascota geriátrica mediante medicina, cirugía y un manejo nutricional apropiado es la meta primaria para un programa geriátrico amplio.

Este programa puede ser la extensión natural del programa profiláctico del animal más joven. Un programa de profilaxis pediátrica incluye a pacientes desde el nacimiento hasta el año de vida, mientras que el programa de medicina preventiva anual comienza al año y continúa más o menos hasta los 6 a 7 años.

Cuándo un animal se considera geriátrico

Como el proceso de envejecimiento varia con la raza, especie y estilo de vida del animal, también varía la edad en que se implementa un programa sanitario geriátrico. Un programa sanitario geriátrico podría comenzar a las siguientes edades.

Perros pequeños (menos de 10 Kg)
9 a 13 años

Perros medianos (de 10 a 25 Kg)
9 a 11.5 años

Perros grandes (de 25 a 45 Kg)
7.5 a 10.5 años

Perros gigantes (de mas de 45 Kg)
6 a 9 años

Gatos (en la mayoría de las razas)
8 a 10 años


En estas edades un programa profiláctico geriátrico amplio puede representar un medio para enfrentar los problemas de salud relacionados con la senilidad, detectando afecciones con la suficiente precocidad para el manejo medico, quirúrgico o nutricional.

Para el éxito del programa es fundamental que el propietario comprenda los riesgos de salud en la mascota añosa y las posibles medidas preventivas.

La aceptación de una mascota añosa en un programa sanitario depende de su estado de salud general, el cual puede determinarse a partir de los antecedentes en una historia clínica, examen físico y otros procedimientos diagnósticos y no de la edad real.

Niveles de Evaluación

El programa de salud puede incluir diferentes niveles de evaluación:

Programa 1: Para pacientes aparentemente sanos. Por lo menos una vez al año.

Historia clínica con énfasis en su comportamiento y cirugías.
Examen físico completo incluyendo examen ocular y de tiroides.
Exámenes de sangre, heces fecales y general de orina.
Examen de dientes y piel.
Profilaxis dental.
Consulta sobre nutrición y control de peso.
Programa 2: Para aquellos con pequeños problemas de salud. Por lo menos una vez al año.

Todos los componentes del programa uno más:
Examen de genitales tanto hembras como machos (glándula mamaria, matriz, vagina y en el macho pene, próstata y testículos).
Radiografías de tórax y columna.
Electrocardiograma.
Ultrasonido de abdomen.
Todos estos exámenes buscando enfermedades como cáncer, enfermedades cardiacas, renales, endocrinas, hepáticas etc.
Programa 3: Para enfermos más riesgosos. Por lo menos dos veces al año.

Todo lo de los programas uno y dos mas:
Pruebas de función hepática, renal, pancreática e intestinal.
En caso de perdida de la vista o el oído asesoramiento al propietario sobre adaptación al medio facilitando a la mascota él acceso a sus alimentos, áreas de paseo o para salir a cubrir sus necesidades fisiológicas evitando accidentes en el hogar.
Un programa veterinario geriátrico es la extensión de los programas pediátrico y adulto.

Conclusión

Existen métodos diagnósticos de laboratorio y de gabinete que en combinación de un examen físico minucioso y en un momento apropiado, permitirán diagnosticar con anticipación disfunciones orgánicas o enfermedades que con alimentación adecuada y con medicamentos, podrán dar mejor calidad de vida y longevidad de sus mascotas.